miércoles, febrero 28, 2024
More

    La influencia de Elsa Schiaparelli: cómo arte y moda se fusionaron en el S.XX, para nutrir hoy al relato y posicionamiento de la firma

    El último show de alta costura de Daniel Roseberry es una oda al gusto y estilo desarrollado por Elsa Schiaparelli a lo largo de su vida. Con su imaginación y su enfoque revolucionario de la moda, Elsa inculcó un espíritu creativo único en el diseño del siglo XX. Su legado fue convertir objetos comunes en algunas de las creaciones más memorables, expresó su talento creativo desdibujando los límites entre la brillantez creativa y el éxito comercial; su amistad con Dalí influyó exponencialmente en su trabajo, que aún hoy excede cualquier norma y se cataloga como extraordinario.

    Elsa Schiaparelli infundió un espíritu creativo en la moda del siglo XX con su imaginación y su visión revolucionaria de la ropa deportiva, la alta costura, el arte, las fragancias y los elementos cotidianos convertidos en auténticas creaciones. Nacida en Roma en 1890, creció influenciada por su abuelo Giovanni Schiaparelli, un importante astrónomo e historiador.

    Schiaparelli inició su carrera en París, y es en 1927 cuando creó su primera inspiración, trompe l’œil en un suéter tejido a mano. El jersey blanco y negro tiene la ilusión de un arco, un corazón perforado, un esqueleto o un tatuaje de marinero. Durante muchos años, Chanel había confeccionado vestidos y jerséis tejidos a máquina y esto fue diferente, sirviendo como catalizador para la creación de la Casa.

    © Schiaparelli.

    En 1935 moda y arte se fusionaron por completo a través de la colaboración con Salvador Dalí. De esta unión surgieron memorables diseños, como el “Lobster dress”, un vestido de noche de aires surrealistas con una langosta daliniana pintada como alusión a la sexualidad, o el “Skeleton dress” que inspiró el “Spine Corset” de Alexander McQueen en la colección de 1998.

    Schiaparelli no solo fue revolucionaria por ser capaz de llevar a cabo la unión entre dos artes, sino también por ser pionera en su forma de entender y ejecutar la moda. Incluso, fue la primera modista en añadir temas a sus colecciones: la colección Zodiac estaba inspirada en el zodíaco y la astronomía, o Le Cirque en la vida de P.T. Barnum, uno de los fundadores del espectáculo circense moderno.

    © Schiaparelli.

    Elsa fue capaz de dejar una impronta en la historia de la moda que a muchas otras casas y diseñadores ha inspirado; desde el estampado de mariposas, reinterpretado por Alexander McQueen, el de papel de periódico, actualizado por Christian Dior, o hasta el diseño del frasco del perfume “Shocking”, reinterpreado por Jean Paul Gaultier para su perfume “Le Male”. 

    En la actualidad, el heredero de la moda surrealista es el diseñador Daniel Roseberry, al frente de la firma desde 2019. Roseberry no se ha refugiado de una forma tan evidente en los archivos de la firma, como sus predecesores Marco Zanini y Betand Guyond, si no que ha entendido que su misión es partir de dichos archivos para continuar expandiendo el universo Schiaparelli. 

    Más artículos

    spot_imgspot_img